• RSS La Nación

    • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.
  • RSS La República

    • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.
  • RSS El Financiero

    • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.

Inversión extranjera no alcanzó para cubrir balanza de pagos

 Déficit en cuenta corriente aumentó en un 62% en 2008

• Cifra se acerca a un 8,9% del Producto Interno Bruto

María Siu Lanzas
msiu@prensalibre.co.cr

A diferencia de otros períodos, la inversión extranjera directa no alcanzó el año anterior para cubrir el déficit de cuenta corriente de la balanza de pagos, el cual aumentó en un 62% con respecto a 2007.

El déficit de cuenta corriente de la balanza de pagos cerró el año anterior en $2.669 millones, mientras que en 2007 alcanzó los $1.647 millones.

Un cálculo realizado por LA PRENSA LIBRE, con base en información del Banco Central de Costa Rica, indica que el déficit correspondería a un 8,9% del Producto Interno Bruto (PIB), cuyo estimado se encuentra en los $29.834 millones.

El Banco Central había proyectado en enero del presente año, que el déficit de la cuenta corriente se ubicaría en un 9% del PIB. En julio del año anterior se había calculado en un 6,8% del PIB.

El deterioro de la balanza de pagos obedece en gran medida al aumento en el déficit de la balanza comercial, que, según las cifras del Central, tuvo un incremento del 61,2%, lo que se traduce en $1.827 millones adicionales.

Los datos de la autoridad monetaria reflejan que las exportaciones cerraron el año anterior en los $9.738 millones, mientras que las importaciones alcanzaron los $14.550 millones.

Actualmente, las exportaciones se están viendo afectadas por la desaceleración del principal socio comercial del país, que es los Estados Unidos, dada la crisis por la que atraviesa.

Por ahora, no existen incidios de que la recuperación económica vaya a darse este año, pues todos los pronósticos apuntan al 2010, y esto reduce el ingreso de capitales a Costa Rica para hacer frente a sus compromisos.

Hasta este momento, las reservas monetarias internacional alcanzan los $4.190 millones, un monto levemente por encima del generado en febrero y enero del presente año.

En el caso de la cuenta de monedas y depósitos se aprecia una importante caída el año anterior, lo que evidencia una mayor participación de los inversionistas en los mercados internacionales. El año anterior, la baja fue de $876 millones, mientras que en el 2007 rondó los $80 millones.

En el caso del sector servicios, si bien cerró con una cifra positiva del $2.111 millones, existe un comportamiento negativo en el sector transportes.

Para este año, el Banco Central estimó que el déficit de cuenta corriente bajará del 9% a un 5,7%, debido al menor gasto de factura petrolera y a la desaceleración en la actividad económica, lo cual desemboca en una menor demanda de materias primas y bienes de capital.

Un aspecto a resaltar es que si se ve el resultado de cuenta corriente de solo el tercer trimestre, éste alcanza los $485 millones y en ese período la inversión extranjera sí sirvió para cubrir el faltante, pues rondó los $493 millones.

Resultado previsible

Desde el primer semestre del año anterior era previsible que la inversión extranjera directa no alcanzaría para financiar el déficit de cuenta corriente de la balanza de pagos, pues la llegada de capital se ha visto afectada por la crisis financiera. (Cifras en millones de dólares)

Rubro Monto
Inversión Extranjera Directa 2.016
Déficit de cuenta corriente 2.669
Faltante 653
   
Fuente: Banco Central de Costa Rica

Baja en importaciones reduce déficit comercial en un 66%

 

Déficit Comercial La gran caída que experimentan las importaciones ocasionaron que el déficit en la balanza comercial cayera 66% en el primer trimestre del 2009, respecto al primer trimestre del 2008.

El déficit en la balanza comercial es el monto en el cual las salidas de dólares del país por importaciones de bienes superan a las entradas por las exportaciones.

Este faltante cayó de $1.202 millones en el primer trimestre del año pasado a $408 millones en el primer trimestre de este año.

No se había registrado una caída tan grande en un trimestre desde 1994, según datos disponibles en la página web del Banco Central.

Las importaciones totales de bienes disminuyeron un 30% (casi $1.000 millones). En la reducción influyó la caída en los precios del petróleo y de los granos. Además, el menor volumen de compras al extranjero, tanto por las empresas que exportan como por el resto de firmas y personas, se debe a la contracción económica interna.

El precio promedio de los combustibles que compra Costa Rica cayó a la mitad, al pasar de un promedio de $106 en el primer trimestre del año pasado a $51 en el mismo período de este año. La cantidad importada bajó en cerca de 100.000 barriles debido a la contracción.

Las exportaciones cayeron 12% (unos $289 millones), fruto de la recesión de Estados Unidos, el principal mercado del país.

¿Qué importa? La fuerte caída que muestra el déficit en la balanza comercial implica una menor demanda de dólares en el país y, por sí solo, genera menores presiones sobre el precio del dólar.

Sin embargo, aclaró el economista Félix Delgado, hay que ver los resultados de otras fuentes de ingresos de divisas como el turismo y la inversión.

“Creo que el efecto de la balanza comercial, por sí solo, quita presión (sobre el dólar), pero otros elementosm como la baja en turismo y en ingresos de capital compensan en parte ese efecto”, afirmó Delgado.

El presidente del Banco Central, Francisco de Paula Gutiérrez, comentó en una entrevista con este diario, hace tres semanas, que hasta ahora se ha ligado la devaluación esperada a la caída en los ingresos de divisas, pero también las salidas de divisas están disminuyendo.

“En el tema de la devaluación esperada, lo que uno lee es que la devaluación va a ser alta porque están cayendo las exportaciones, el turismo y la inversión extranjera directa. Las tres cosas son ciertas, están disminuyendo los ingresos de divisas, pero no ven, por otro lado, que las importaciones están cayendo y están cayendo mucho más fuertemente, y, por lo tanto, reduciendo la demanda de divisas”, destacó Gutiérrez.

La caída en el déficit de la balanza comercial en el primer trimestre, de $800 millones, supera la baja esperada para este año de la inversión extranjera en el país, de casi $600 millones.

Para el 2009, el Banco Central prevé que el déficit en cuenta corriente (incluye también servicios) pase de un monto equivalente a 9% de la producción interna en el 2008 a un 5,7%.

La Nación 22/abril/2009

Encuesta

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.